Visor de contenido web

MAPAS Y PLANOS

Fechas extremas: s. XVI-XX
Mapas y Planos: 424

Como en otros archivos, en este del Reino de Valencia, se han ido separando durante años los mapas y planos que aparecían insertos entre los expedientes de diversas Secciones, a fin de mejorar su estado de conservación.

Hoy reune un total de 411 piezas, originales y manuscritas, que aún se halla en continuo crecimiento, pues no se ha hecho una búsqueda sistemática persiguiendo cualquier vestigio que haga referencia a mapas y planos.

Una gran parte de la colección se ha extraido de los pleitos sustanciados ante la Real Audiencia, ante la cual fueron aportados en su día por los interesados en reclamación de sus derechos. Dentro de este campo predominan los planos que hacen referencia a regadíos y a la red de fuentes, manantales, ríos, barrancos y acequias y canales por donde discurre el agua que se conduce a travéws de ellos a los campos de riego, y que frecuentemente suscitaba diferencias entre los usuarios que terminaban en los tribunales de justicia.

Otros muchos provienen de los expedientes tramitados ante ciertas oficinas que la Administración tenía establecidas para solicitar los permisos oportunos para proceder a poner en funcionamiento hornos, molinos, fábricas, etc. Así como para llevar a cabo reparaciones en las acequias.

Especial interés tienen los mapas levantados con motivo de pleitos entre municipios cuando discutían sus límites jurisdiccionales. Igualmente forman parte de la colección los nueve planos que se levantaron en 1733 del Pantano de Alicante, cuando se vio la necesidad de someterle a unas obras de mantenimiento.

Fotografía de plano de un molino harinero

Plano de un molino harinero (1829).

En su mayor parte fueron diseñados en los siglos XVIII y XIX y ofrecen una valiosa panorámica de la actividad cartográfica desarrollada en dicho periodo en Valencia. Un valor añadido que se puede apreciar en esta colección es el artístico. Aunque en un buen número de ellas el interés plástico sea mínimo, pues con frecuencia eran trazados por simples aficionados, sin estudios ni gusto por el dibujo, no ocurre lo mismo en otras muchas ocasiones, en las que nos encontramos ante verdaderas obras de arte, diseñadas y ejecutadas con buen gusto y maestría. No falta incluso la firma de acreditados arquitectos y pintores de reconocido prestigio entre los autores de estas pequeñas obras de arte, algunas de ellas de gran efecto plástico.

Para facilitar la consulta del catálogo está ordenado alfabéticamente por municipios y dentro de éstos cronológicamente. Las fichas catalográficas siguen las normas ISBD para la descripción del material cartográfico. Además las variadas unidades lineales que presentan las escalas se ha reducido al sistema métrico decimal.

Se completa el catálogo con dos apéndoces. En el primero se incluyen los planos levantados a mediados dsel siglo XIX para el tendido de las vías férreas de Valencia a Xátiva. En el segundo se insertan varios mapas, planos y vistas grabadas en los siglos XVIII y XIX, casi todas adquiridas por compra o donación.